top of page
  • Foto del escritorTatiana Phillips

Desenmascarando mitos cardiovasculares: separando la realidad de la ficción para una vida saludable para el corazón


A little boy wearing a blue tee shirt who is pointing out his missing tooth.

Todos somos culpables de formar malos hábitos o caer en conductas poco saludables. Normalmente, no consideramos que tenga un efecto negativo en nuestro cuerpo. Sin embargo, cuando se trata de nuestro corazón, es posible que el daño que causamos no se note hasta que sea demasiado tarde. Las enfermedades cardiovasculares son la principal causa de muerte tanto en hombres como en mujeres. Es esencial comprender los mitos más comunes sobre las enfermedades cardíacas, la salud cardiovascular y lo que se puede hacer para mantenerse saludable.


Mito cardiovascular #1

"Sé cuando estoy sufriendo un ataque cardíaco porque tendré dolor en el pecho".

El dolor de pecho es un signo común de un ataque cardíaco, pero no es el único. A veces, especialmente en las mujeres, el dolor o el malestar en el pecho son lo suficientemente leves como para ignorarlos. Otros síntomas pueden incluir dolor en la espalda, el cuello, la mandíbula, uno o ambos brazos, náuseas, aturdimiento y dificultad para respirar.


Mito cardiovascular #2

“Mi corazón late muy rápido; Debo estar sufriendo un ataque al corazón”.

Cuando ejerces tu energía haciendo ejercicio o incluso caminando cuesta arriba, el músculo cardíaco bombea con más fuerza para que la sangre fluya. Pero eso no significa que esté sufriendo un ataque cardíaco. Si está sentado quieto y su frecuencia cardíaca en reposo aumenta repentinamente, podría valer la pena hablar con su médico al respecto y realizar algunas pruebas si lo considera necesario.


Mito cardiovascular #3

"Soy demasiado joven para preocuparme por mi colesterol".

Si controla su colesterol desde una edad temprana, estará mejor equipado para detectar el inicio de una enfermedad cardiovascular a tiempo. El colesterol alto influye en la salud del corazón al provocar que se acumulen depósitos de grasa en los vasos sanguíneos, que pueden obstruir las arterias. Una vez que sus arterias están bloqueadas, corre el riesgo de sufrir un derrame cerebral o un ataque cardíaco.


Cómo reducir el colesterol para la salud del corazón

Si descubre que su colesterol está en un nivel poco saludable, existen algunas formas de reducirlo sin recurrir a medicamentos.

  1. Consuma alimentos saludables para el corazón como el salmón, rico en ácidos grasos omega-3, o la avena, rica en fibra.

  2. Incrementa tu actividad física. Perder peso puede reducir el colesterol.

  3. Dejar de fumar.

  4. Deshazte del alcohol y opta por agua con gas.


Mito cardiovascular #4

"Sabría si mi presión arterial fuera alta porque habría señales".

La presión arterial alta es un asesino silencioso. Debido a que generalmente no hay señales de advertencia, la única forma de saberlo con certeza es controlar su presión arterial con regularidad. Algunos factores influyen en las cifras de presión arterial, como la edad y el sexo. Si le preocupa aclarar los hechos, lo mejor es consultar a su médico.


Cómo reducir la presión arterial para la salud del corazón

Su estilo de vida influye en el tratamiento de la presión arterial alta. Abordar los estilos de vida poco saludables puede ser el boleto para reducir los niveles de presión arterial.

  1. Perder peso. En primer lugar, los kilos de más lo ponen en riesgo de sufrir varios problemas de salud, como apnea del sueño, diabetes, presión arterial alta e hipertensión.

  2. Hacer ejercicio regularmente. El ejercicio regular no sólo ayudará a reducir la presión arterial, sino que también le ayudará a perder peso.

  3. Aumente su potasio. El potasio puede contrarrestar los efectos del sodio sobre la presión arterial.

  4. Reduce la sal en tus alimentos. Busque etiquetas con contenido reducido de sodio, opte por hierbas y especias en lugar de sal y coma menos alimentos procesados.

  5. Ten una buena noche y duerme. Las investigaciones muestran que dormir mal puede contribuir a la hipertensión.

Reduce el estres. El estrés elevado puede contribuir a la presión arterial alta.


Mito cardiovascular #5

“No hay nada que pueda hacer para prevenir las enfermedades cardíacas. Viene de familia”.

Saber que las enfermedades cardíacas son hereditarias es una invitación a ser proactivo y tomar medidas para prevenir la formación de enfermedades cardíacas. Comer alimentos saludables bajos en colesterol y grasas, hacer ejercicio varias veces a la semana, no fumar, controlar el estrés mediante la atención plena y la meditación, dormir bien y mantener la presión arterial baja pueden disminuir las posibilidades de desarrollar enfermedades cardíacas.

 

La salud del corazón no es nada que deba tomarse a la ligera. Si no está seguro acerca de la salud de su corazón, contáctenos hoy para programar su próxima cita con el médico.

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Commentaires


bottom of page